Encuentros

Bangkok nocturno: Sexo ladyboys y bizarradas

Conocer realmente a dispongo

Cosas que me pasan The Happy End: historia de un masaje. La ocasión lo merece. Me he dado masajes en varios países, en Tailandia ya ni os cuento. Con esto lo que quiero decir es que me han dado muchos masajes de muchos tipos, muchas personas. En Madrid me aficioné a un sitio thai maravilloso y carísimo de esos que abren siete días a la semana, 14 horas al día. Y aparece el masajista en cuestión: pelos rasta hasta la cintura y cejas depiladas rollo Spock. Y empezamos.

Comentarios

Antiguamente de nada, tienes que saber que los principales barrios rojos de la ciudad son Soi Cowboy, Patpong y Nana Plaza. Con el grande de Sam! El que vimos mi amiga Ali y yo la primera tiempo que estuve en la ciudad fue bizarro y rozó lo jodidamente ilógico. De repente, las luces se apagaron y empezó a sonar la bso de Star Wars. Sí, como lo oyes, la puta canción de la guerra de las galaxias. Al edad estaban sentadas, abiertas de piernas y lanzando pelotas a varios metros de distancia, mientras los cincuentones intentaban ridículamente acertar un revés. Y esto es como todo en la vida; el que busca, encuentra. En cualquier piso y en la mayoría de los establecimientos dedicados a los masajes puedes encontrar uno de estos. Los precios varían entre los y los bahts dependiendo de la chica o arrapiezo, o ladyboy.

¿Quieres planear tu viaje a Bangkok?

Sí, es un loop que no se termina nunca. Le pregunté si denial la podían cambiar y me dijo que el jefe no quería. A mí me gustaba mirar todos estos detalles, porque todo es muy jodido. En el fondo es bastante agrio. Es algo terrible, es la bálago por la paja.

Los mitos del sexo entre mujeres

828384858687888990